Dios y los Extraterrestres

A veces, durante algunas conversaciones místicas y profundas, entre personas creyentes y no creyentes, o no del todo convencidas, surge el tema de la existencia de vida inteligente en otras partes del universo.

Muchos cristianos, ante tal afirmación, reaccionan con escepticismo, o rehúyen hablar del tema. Otros afirman que es imposible que exista vida extraterrestre y se tornan a una interpretación literal de la Escritura donde no se habla en ningún momento de vida extraterrestre, ni de civilizaciones planetarias perdidas.

Pocos cristianos se paran y recurren, como debería ser, en todo aquel que se quiera llamar católico, al Magisterio de la Iglesia en cuanto a este tema.

No hace falta recordar, que la Sagrada Escritura no es un libro compuesto de teorías científicas que explican el mundo. La Escritura es un libro de fe, que habla de la experiencia de un pueblo en su relación con Dios y, en el caso de los cristianos, del inicio de la Iglesia y de la experiencia personal de encuentro con el Señor Jesús Resucitado, vivo como cualquiera de nosotros y presente y actuante en nuestra vida.

En este sentido, rehuimos desde este blog, siguiendo el Magisterio católico, de cualquier intento de basarse en la literalidad de la Biblia para explicar el Mundo. Ahora bien, recurriremos a ella en cuanto Revelación divina, que nos muestra quién es Dios y cómo se relaciona con nosotros, sus criaturas.

galaxias-del-universocomp Los astrónomos afirman, basados en sus estudios, que el Universo está formado por cientos de miles de millones de galaxias, cada una de las cuales está compuesta por miles de millones de estrellas y que muchas de ellas, o casi todas, pueden tener planetas a su alrededor.

Sabiendo esto, ¿cómo podríamos excluir la posibilidad de que se haya desarrollado la vida en otras partes del Universo?, sabiendo incluso que ciertas formas de vida pueden existir incluso sin oxígeno o hidrógeno.

El cristiano que se niega a aceptar esta hipótesis muestra su cobardía a enfrentarse a la realidad que nos rodea. Algo que el Cristianismo nunca ha hecho, antes bien al contrario, el Cristianismo ha sido siempre el impulsor primero de la Astronomía y de otras ramas de la Ciencia, como la Genética, la Biología, etc.

Hace unos años, el astrólogo jesuita argentino, jefe del Observatorio astrológico vaticano Specola Vatiana, José Gabriel Funes, en una larga entrevista a L’Osservatore Romano titulada “Hermano extraterrestre” afirmó que se podía creer perfectamente en la existencia de extraterrestres y seguir siendo perfectamente cristiano.

La existencia de extraterrestres no constituye un problema para la fe católica.

t040dh01 Incluso la aceptación de que esta vida extraterrestre pudiera ser racional e inteligente, o incluso más avanzada que la nuestra, no constituye ningún problema de fe para la Iglesia católica.

En el Génesis vemos como Dios posee no solo una capacidad creadora infinita sino también una libertad infinita, para la cual nosotros, sus criaturas no podemos poner límites. Si Él en su infinita bondad fue capaz de crear tal multiplicidad de criaturas en un solo planeta, como es la Tierra, ¿cómo no podría haber hecho lo mismo en el resto del universo?

A este argumento, nos apoya también, la exégesis bíblica que afirma que cuando en el Génesis se dice que “Al principio creó Dios el Cielo y la Tierra”, ((Gn 1, 1)) no se refiere a nuestro mundo, sino a la totalidad del Universo, puesto que para aquella mente, autora de las primeras líneas del Génesis, “el Cielo y la tierra”, era la expresión para referirse a la totalidad de la Creación, por lo que Dios es el creador del Universo entero.

¿Por qué no hablar –se cuestionaba J. G. Funes– de los posibles “hermanos extraterrestres” de la misma forma que San Francisco de Asís trataba de “hermanos” y “hermanas” a todas las criaturas de la Tierra?

fatherfunes Las declaraciones del padre Funes dieron la vuelta al mundo entero, generando en las personas diferentes tipos de reacciones, pero sobretodo haciéndoles pensar que la Iglesia había dado un giro drástico en su doctrina.

La Iglesia católica no ha variado para nada su doctrina. El cristianismo jamás ha negado la existencia de vida extraterrestre y las declaraciones del padre Funes podrían ser tan novedosas como lo es la caída del muro de Berlín.

Ya en el año 1992 George Coyne, antiguo director del Observatorio astronómico vaticano, manifestó el interés que la Iglesia depositaba en el programa S.E.T.I. (Search for ExtraTerrestrial Intelligence, o Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre) lanzado por la N.A.S.A., llegando incluso a ironizar sobre la posibilidad de “misiones cristianas extraterrestres” y cuyas declaraciones volvió a repetirlas diez años después, en el 2002.

Según el periodista Pier Noli, autor del libro “Las profecías del Papa Juan XXIII”, publicado en 1976, asegura que el papa Juan XXIII, siendo todavía obispo, tuvo una premonición en 1935 en la que afirmó: “Cuan pequeño seria Dios si después de haber creado este inmenso Universo poblara en el únicamente al diminuto planeta Tierra. Ese no es el Dios que yo conozco”. Bald1 Esta declaración del Papa, es una información que el autor de este artículo no ha podido corroborar si se trata de una declaración cierta o inventada por el autor del libro. En cualquiera de los casos, la frase expresa, en forma resumida, lo que la Iglesia piensa acerca del Universo.

De la misma forma, Mons. Corrado Balducci (1923-2008), sacerdote miembro de la curia Vaticana, y exorcista de la Archidiócesis de Roma afirmó en unas entrevistas concedidas a un canal de televisión italiano (RAI): “Dado que el poder de Dios es ilimitado, no solo es probable sino posible (factible) que existan planetas habitados.”

Mons. Balducci también se refirió a la existencia de otros seres, distintos a los humanos y excluyendo a los seres angelicales o demoníacos:

Es verosímil que existan otros seres, esto no es nada extraño, porque entre la naturaleza humana y la naturaleza angélica, de la cual tenemos certeza teológica, hay una diferencia demasiado grande.
Y entre este hombre, en el cual el espíritu está tan subordinado a la materia, y los ángeles que son sólo espíritu, es posible que existan seres que tienen espíritu pero también mucho menos materia corporal de la que tenemos nosotros.

De la misma forma afirmó que los supuestos encuentros con extraterrestres “no son demoníacos, ellos no se deben a debilidades patológicas de orden psicológico, tampoco son un caso de entidad perturbadora, sino que más bien se trata de encuentros dignos de ser estudiados cuidadosamente.” (ver declaraciones, en inglés.)

Las declaraciones del padre Balducci adquieren más relevancia teniendo en cuenta que él fue nombrado consultor vaticano para los asuntos relacionados con posibles contactos entre humanos y seres sobrenaturales.

2010070601565959_640 Todo esto lo pongo para que podamos comprender que no debe existir ningún miedo en los cristianos referente a aceptar la posible existencia de seres extraterrestres tan inteligentes o más que nosotros en el Universo. Lo cual no admite y sigue siendo igualmente condenable afirmar que Jesucristo era un extraterrestre o que la humanidad es un producto experimental extraterrestre.

El ser humano, así como cualquier otra criatura que exista en el universo, es creación de Dios, del Dios omnipotente que se reveló al pueblo de Israel, del mismo Dios que se encarnó en la persona de Jesucristo, que murió y resucitó por todos nosotros, perdonándonos así nuestros pecados, destruyendo el poder de la muerte sobre nosotros y abriéndonos la posibilidad de salvarnos y vivir eternamente con Él.

La redención de Cristo es un acontecimiento único e irrepetible. Por lo que no cabe plantearse la posibilidad de que Cristo se haya encarnado en otros mundos y haya muerto por ellos también.

La Escritura nos revela que al principio de los tiempos la raza humana se enemistó con Dios por desobediencia y que la desobediencia introdujo el pecado, el sufrimiento y la muerte en los humanos. No nos habla de que otras criaturas pecaran de la misma forma que lo hizo el hombre ni nada por el estilo.

t159465-0 Por consiguiente, sabemos por Revelación Divina, que el ser humano estaba necesitado de la redención de Cristo para poder salvarse y recuperar el orden y dignidad primeras que el Creador les dio, de la misma forma que Cristo nos relata en la parábola de “la oveja perdida, donde el buen pastor deja las 99 ovejas en el redil y se va en busca de la oveja perdida” ((Padre J. G. Funes, entrevista a L’Osservatore Romano 13/05/2008))

Dado el supuesto de la existencia de seres extraterrestres, estos podrían haber permanecido perfectamente en amistad con Dios, como las 99 ovejas del redil divino, siendo el hombre la oveja perdida. En cualquier otro caso, de no ser así, de alguna otra forma ellos también tendrían la posibilidad de gozar, de la misma forma que nosotros, de la misericordia de Dios en sus vidas de maneras que no nos han sido reveladas por Dios.

Termino señalando que la opinión de la comunidad científica en este campo actualmente es bastante pesimista. Oficialmente, desde que se inició el proyecto S.E.T.I. no ha habido ningún tipo de contacto entre nuestra civilización y cualquier otra civilización extraterrestre.

En Internet se pueden encontrar con muchos blogs dedicados a este y otros temas, ¡pero cuidado!, la mayoría están repletos de una innumerable sarta de mentiras. Otros forman parte de la corriente o movimiento conspiracionista, que ve tras cada acontecimiento una conspiración de los gobiernos mundiales y que ofrece una multitud de datos, la mayoría de ellos, por no decir todos, prácticamente indemostrables y sobretodo incomprobables, que buscan que la gente dude y dude de todo para lograr así, mediante el más antiguo de los métodos de lavado de cerebro, anular la voluntad de las personas y manipular su mentalidad.

 

Fuentes para consultar:

PRIMERA PARTE

SEGUNDA PARTE:

TERCERA PARTE:

CUARTA PARTE:

QUINTA PARTE:

 
 
About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: